Black Mirror: una serie que refleja lo peor

Soy cinéfila y serieadicta. Soy capaz de aniquilar una serie completa en cuestión de tres madrugones. ¿A quién no le ha pasado ese momentazo de: “venga cariño vemos una más y luego a dormir”? Y así ad infinitum hasta que te das cuenta que llegaste al capítulo final y son las cinco de la mañana. Si te soy sincera veo todo tipo de series pero con una condición: que me “atrapen”. Si no me atrapan, simplemente me pierden. Soy del 1% que no ha visto Walking Dead, que no se enteró de Lost y que la advertencia de #winteriscoming me helo en la segunda temporada de Game of Thrones. Pero hoy te voy a hablar de una serie que no sólo me atrapó, si no que me espantó: Black Mirror.

Tranquila, no voy a hacer ningún spoiler importante porque cada capítulo tiene un casting distinto y una historia diferente. Además sólo he visto cuatro y con eso me ha bastado para estar impactada. Ojo que aunque tengo un gusto ecléctico, pocas cosas me quitan el habla y Black Mirror me ha dejado sin palabras.

Black Mirror: nuestro peor reflejo

Hay series que tocan mi unicornio desde el amor como Younger, series que tocan mi unicornio desde lo lo irreal como Sense8 o Utopia, desde  la pasión como Flesh and Bone o desde el lado oscuro como Breaking Bad. Sin embargo, hasta ahora ninguna serie me había provocado nauseas y vértigo.

Black Mirror con tan sólo 4 capítulos me ha hecho pensar y pensar y pensar. Acordarme de mis clases de antropología social y sorprenderme de cómo la tecnología no sólo nos está cambiando, si no que estamos inmersos de cierta manera en ese fenómeno del reality de Gran Hermano. Para pruebas el primer capítulo de la serie. Todo están pendientes de ver una atrocidad en vivo y burlarse y grabarlo y comentarlo.

¿Hace falta ver lo peor?

Hace poco en México hubo una “noticia” que poco tiene de noticia, si no más bien es morbo y machismo. Una chica, Emma, que apodaron como Lady Coralina en las redes, se había ido de despedida de soltera a Cancún. Hasta aquí lo más normal del mundo. El problema es que en las despedidas hay alcohol, diversión, desmadre y ¡oh oh! una de sus “amigas” (entrecomillado) la había grabado cómo “besaba” a otro que no era su futuro esposo y lo había subido a Youtube. Podrán imaginarse el espolio, las bromas, los memes, los montajes incluso con el negro de whatsapp. En menos de 24 horas la chica mexicana que vivía en una ciudad pequeña de provincia había anulado su boda y su vida se reducía a “un pantallazo de whatsapp”.

No nos vayamos tan lejos, la semana pasada en el Reencuentro de OT, todos queríamos ver el reencuentro de Chenoa y Bisbal y la cobra que el aplicó Bisbal echándose para atrás al momento del beso nos dolió a todas. Un ht #todossomosChenoa y muchas risas recorrieron las RRSS.

wpid-article-1323645258193-0f1633c500000578-509179_636x300

Estamos pendiente de la pantalla, de los jueces externos, de los otros que están “detrás del espejo de una pantalla del móvil” que nos den un like, un comentario, nos saquen una sonrisa y nos “evalúen”.

Uno de los capítulos de Black Mirror va sobre la muerte. He conocido casos de personas que han muerto y que es difícil borrar su huella digital en las redes sociales. ¿Y si esa huella digital sirviese para recrearlos? Un capítulo piscológicamente durísimo, pero que me hizo pensar que quizás yo haría lo mismo en caso de faltarme un ser querido.

3039940-inline-i-1-giles-keyte-black-mirror-recap

El creador de la serie Charlie Brooker explica que:

Si la tecnología es una droga, y se siente y se vive como una droga entonces ¿cuáles son los efectos secundarios? Ése espacio que asombra entre gusto y la nausea es el set perfecto para mi nueva serie Black Mirror. Ese “espejo negro” del título es el que encontrarás en cada pared, en cada escritorio, en cada palma de la mano: un reflejo frío y brillante de la pantalla de un televisor, un monitor o un teléfono móvil.

 

Sin duda, una serie que vale la pena ver pero sobre todo analizar y analizarnos.

Dejo un video que publiqué en mi página de Facebook pero por si no lo vieron creo que complementa a la perfección éste análisis:

You May Also Like

15 Comments

  1. 1

    Loca! Se que me recomendaste esta serie, incluso un día tomando un café me contaste el primer capítulo. Sabía también que habías escrito una entrada y la tenía pendiente cuándo comenzara a verla. Y ya ha pasado y estoy muy tocada. Tercer capítulo primera temporada, disco duro en el cerebro de revovinar recuerdos, ex novios , etc. Como termina! Cuantas veces he deseado hacer eso! Si fuera así de sencillo! Me ha tocado lo más complicado

  2. 2

    es una de mis series favoritas! las primeras temporadas las vi a ritmo inglés y estaba loca porque volviera ya… pero el primer capítulo de la tercera temporada me dejó tan tocada que me los he empezado a racionar… y mira que soy de atracones O_o

    • 3

      EL PRIMER CAPÍTULO DE LA TERCERA TEMPORADA.
      PUNTO.
      RECUERDO CUANTO ME COSTO ENTRAR A INSTAGRAM JUSTO POR ESO.
      PUNTO.
      SIGO TOCADA.
      PUNTO.
      ESA ES LA MEJOR JUNTO CON LA DE LA MUERTE, EL CERDO Y LA BICI.

  3. 4
    • 5

      Vale la pena, créeme…hay tres capítulos que creo que toda blogger-iger y persona en contacto con la tecnología como nosotros debemos de ver y analizar. Un besote desmadroso

  4. 6
  5. 10
  6. 12
  7. 14

    Adoro esa serie. Tengo que ver la última temporada, que todavía no la he visto. A mí también me dejó super enganchada desde el primer capítulo y es cierto que causa bastante desasosiego porque hay situaciones que podrían llegar a ser reales.
    No había visto el vídeo que muestras y me ha gustado (e inquietado) mucho. Un besote!!!

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>