To blog or not to blog

Perdonarán el anglicismo pero resume perfecto el sentimiento de desasosiego que muchas veces siento cuando me preguntan ¿a qué te dedicas?

Cuando me hacen esta pregunta, para ser sincera del todo, suelo bajar la vista y como que no quiere la cosa en tono bajito digo soy (m) ama de casa. Es un murmullo que digo con los labios apretados. Claro está que le sigue la coletilla de “bueno es que no he encontrado curro, ya sabes como están las cosas en España, Smallville es pequeño y acá no existen las agencias publicitarias tipo Mad Men -que me apasionan- y ahora pues con la pequeña Critter me viene genial estar en casa“…. Pretextos que me sirven para justificar.

¿Qué o a quién? Pues básicamente a mi y para justificar que siempre he necesitado del aplauso. Ese aplauso que viene en formas de un buen sueldo, un título, una tarjeta de presentación, un increíble trabajo, un equipo a quién dirigir, una tontería mas de que hablar y presumir; pero sobre todo ese aplauso que determina admiración. No sólo de los demás; si no hacia ti misma. Ese aplauso para mi va de la mano de la pasión.

Muchos de ustedes me dirán que hoy más que nunca soy afortunada por poder quedarme en casa y disfrutar de la infancia de mi hija. Sé que lo soy. Lo disfruto pero también me entra el gusanillo de la dualidad de querer ser algo más. De que cuando diga soy madre y soy cocinitas no se me queden viendo como “¡Vaya! tu padre te pago una universidad privada para que tú te doctoraras en cambio de pañales” o, incluso cuando voy a llenar un trámite burocrático y que no me dejen poner licenciada en el formulario a rellenar pues al estar en paro soy “ama de casa” no me siente como una patada en los ovarios. No señor, soy Licenciada, tengo un título y además tengo el título de madre.

Es curioso por que a pesar de que he tenido unas cuantas ofertas de trabajo y otras tantas negativas- no ha tocado a mi puerta ese trabajo que me tentara para dejar todo esto de lo que tanto reniego. Entiéndase por renegar no ese odio si no ese sensación de decir “es lo que hago aunque a ti te parezca una mierda que mis capacidades sean desaprovechadas”.

Semenator dice que estoy encantada en el fondo. Hoy incluso hasta me ha preguntado que si iba a tomar el día para ir a la huelga general- “total lo que más puede pasar es que no te paguen” dijo socarronamente (la acidez es el pan nuestro en esta casa).

Un par de grandes amigas que son profesionales con cargos importantes y que están a punto de parir me han preguntado que si de verdad vale la pena darle time out a tu vida profesional para dedicarte por completo a tu familia y la respuesta que les he dado es: SÍ. VALE LA PENA. Aunque…siempre lo echas de menos.

Hoy he cumplido un mes en este mundo de la blogósfera y he leído blogs donde exponen la dualidad que sienten las madres que tienen que trabajar todo el día dejando a sus pequeños. He leído a las madres que defienden el dedicarse por completo a sus hijos y he leído aquellas que trabajan y logran la famosa “conciliación” sacando horas de donde puedan para estar con sus hijos aunque la sensación de nunca dar el 100% en nada invada continuamente a su ser.

¡Cómo nos gusta complicarnos a las mujeres! ¿verdad?

No se si es que hoy en día esto de la igualdad nos ha venido a complicar las cosas pero yo no recuerdo que mi madre ni mis abuelas se quejaran… ¿lo habrán hecho de boca para adentro? Eran otras épocas está claro pero quizás fueron más felices…no lo sé de cierto lo supongo.

madre bloggeraHoy un rayito de luz ilumino mi corazón y puso una sonrisota en mi cara. Un compañero de la escuela, un año más pequeño que yo, me ha preguntado a que me dedico y sin titubear le he dicho: SOY MADRE BLOGGERA.

La música de Superman “ta ta taaaaa tarararrraaaaaa tun turrruu ruu tun turuuu ruuu” llegó a mis oídos en el momento que abrí mi camiseta y descubrí mi súperpoder.

Así que por eso escribo. Mi desmadre es mi trabajo y ser madre el oficio que aprendo día con día.

Quizás sea tan sólo un pretexto más pero éste me ha dado la fortaleza de sentir admiración por mi misma, de saber que mi hiperactividad 2.0 se debe a la pasión con la que me entrego a una causa y que mi hija es la motivación idónea para reconocerme a mi misma a través de mis palabras.

Por lo que a mi respecta, déjame te cuento Shakespeare que qué razón tenías—definitivamente yo opto por TO BLOG y de profesión ser madre bloggera.

Share This Story

Sin categoría

You May Also Like

24 Comments

  1. 1

    Pues no tienes porque sentirte mal la profesión más gratificante es ser madre y está nos a echo conocerte y creo que hablo por varias cuando digo que tus historias siempre nos sacan una sonrisa y nos ayudan en está difícil tarea.

  2. 2

    Yo creo que puedes hacerlo todo sin renunciar a lo que te apasiona, sólo que cada cosa en su momento. Y ahora que ya te pagan por bloguear… ¡pues que mejor la cosa! al rato (si no es que ya) te llega la chamba extra ya verás, ahorita disfruta lo más que puedas a tu Critter, que crecen en un abrir y cerrar de ojos…

  3. 3

    MIra, que les den a todos, es muy digno ser madre, blogera, licenciada y con master, yo soy madre, blogera, licenciada y con master y con un trabajo de mierda (de lo mío, ojo, pero de mierda) donde me tratan fatal por haber sido madre y me pagan una miseria, así que no sé qué es peor, eso sí, si me preguntan siempre sé qué contestar ;P

    • 4

      Al menos tienes trabajo y de lo tuyo eso ya no es válido—-las amas de casa son las peores querida mía….bueno somos dijo la burra por delante!

  4. 5

    ¡Qué grata sorpresa encontrar un texto que describe a la perfección cómo me siento! Licenciada, Magister, en la treintena, ama de casa a tiempo completo y tratando constantemente de responder a reiterativa pregunta:
    -¿A qué te dedicas?
    – Soy ama de casa
    – Ama de casa…osea, que no haces nada.
    – 🙁

    ¡Me suscribo a tu blog, sin dudarlo!

    • 6

      Hola Tboro! Sabe qué, no sólo te suscribas- que yo encantada- si no te invito a que abras un blog, es la mejor terapia y uno se siente de nuevo útil y hombre queda genial eso de decir soy “bloggera” :)) un abrazo y espero te guste tambén el resto 🙂 abrazos

  5. 7

    Este post me ha encantado y si: TO BLOG! La verdad es que para mi siempre ha sido muy importante mi trabajo como mama, también cuando trabajaba full-time en el departamento de marketing de una empresa. Será que en mi caso nunca llegaron a aplaudirme no obstante pusiera toda la pasión y la entrega, o porque me despidieron, por pedir jornada reducida, en cuanto tuve a mi segundo hijo…lo cierto es que me di cuenta que los aplausos una se los tiene que hacer, a si misma, constantemente, sin esperar que los demás (jefe/a, marido, hijos/as…) sean los que den la primera palmada y sobretodo encontrar un hueco para dejar correr esta “hiperactividad” que nos define como mujeres, mamas y trabajadoras.
    Muy bien dicho Desmadrando!

    • 8

      Muchísimas gracias-hombre que es día 28 y uno esta sensible 🙂 Me dejaste muda con lo que te despidieran al pedir reducción de jornada… de esto irá mi siguiente post.
      Es difícil no esperar el aplauso ajeno por que aunque uno tiene un par de manos normalmente las tenemos ocupadas y se nos va el darnos unas palmitas por nuestros logros. Un beso y gracias por leer 🙂

  6. 9

    Como dices, la pasión nos mueve y encontrar lo que nos mueve es todo un lujo. Por supuesto, de profesión madre bloguera, se retroalimentan y se potencian. Enhorabuena por tu trabajo!

  7. 11

    yo soy madre, trabajadora autónoma a media jornada y bloguera. Y la verdad, disfruto las tres cosas, y mis hijos han crecido lo suficiente para dejarme tiempo libre.
    Mi hijo trajo deberes del cole…profesiones, mamá me tienes que decir en qué trabajais papá y tu
    papá es funcionario, y yo autónoma de… y ama de casa,
    bueno, mami te pongo autónoma solo, que lo otro no cuenta.
    siete años tenía y no hubo manera de hacerle cambiar de opinión.

    • 12

      ¡Que fuerte! me ha pasado con amigas también que sus hijos les dicen “mamá por que te quejas si no trabajas”– es duro por que ni de ellos obtenemos el reconocimiento de todo lo que nos entregamos. Obvio llega el día que crecen, se hacen padres y dicen “joer” si que mi madre hacía todoooo. Me da gusto que además del oficio de madre y ama de casa seas autónoma Y BLOGGERA—vamos que lo tienes to´:)

  8. 13

    No necesitas justificarte!!! Yo también estoy en esta situación, m-ama de casa y te aseguro que no me justifico ante nadie, soy feliz así ahora mismo disfrutando de mis hijos a tope!! Al principio me pasaba igual que a ti.. pero qué coño! (perdón) es nuestra vida y la vivimos y disfrutamos como nos dé la gana no? pues eso, besos guapa!!!!

    • 14

      Gracias por regresar y comentar 🙂 ya sabes es la galletita al monstruobloggero. El punto es que somos felices pero hay veces que el gusanito te entra y rasca y quieres mas— así que ser madre y bloggera completa el título 🙂 Un besote

  9. 15

    Muy buen post, smallvillera. Y casi sin mejicanismos! 😉

    Seguro que sabrás encontrar tu camino que te de el equilibrio mental/social que estás buscando.

    • 16

      Vaya honor viniendo de ustedes 🙂 Gracias. Yo creo que más bien estás aprendiendo a hablar mexicano conmigo no te hagas güey. Curiosamente tu twit del otro día de mi “hiperactividad” y la respuesta que di hoy día de soy mamá bloggera me está guiando en el camino de la felicidad. Gracias por estar, por leer y por ser parte de esta aventura 2.0 (seguro que hasta la lagrimita te saqué pero ya es día 27—ya sabes el 28 nos entra la sensibilidad ja!:)

  10. 17

    Como siempre, excelente post. Ojalá fueramos blogueras de éxito y esto nos diera algún beneficio, jejejeje. Yo envidio a las que se dedican sólo a esto y viven de ello. Siempre me gusto escribir y ahora me doy cuenta de que es una necesidad. Lástima que no le pueda dedicar más tiempo.
    Ser mamá es la caña, pero el reconocimiento y el aplauso del que hablas son necesarios para cualquier persona. Limitarte a una faceta de la vida es aburrido.
    Nosotras no somos como nuestras madres o abuelas. Para mí, afortunadamente. Necesitamos desarrollarnos como personas, tener metas, otras ilusiones, … Ya sea ser bloguera o una ejecutiva de éxito.

    • 18

      Gracias por la porra quedas contratada pa alzar el ánimo amiga 🙂 Mira si nos dan una paga por hacer lo que nos gusta que mejor jajaja pero por lo menos desfogarnos, apasionarnos, compartir y darnos cuenta que la maternidad es un oficio full time con altas y bajas ha sido como si Dios me hubiese hablado_ “Desmadreando álzate y anda” y mira na mas el desmadre que se armó 🙂 Si algo he aprendido es que la vida da vueltas y vueltas y que a saber que nos tiene deparado la vida- así que a vivir y disfrutar de todo con pasión, orgullo y admiración por que lo valemos. Muacks!

  11. 19

    Pues desde mi perspectiva de madre intentando trabajar, criar y disfrutar de la vida, te diré que primero tuve que reducir la jornada, sino imposible tener algo que decir en la educación de mi hijo, como muchas ya hice mi post al respecto.
    Pero añadiré que solo en cada una está la respuesta, que cada persona tiene sus propias necesidades e inquietudes.
    Algunas serán felices solo con ser madres y otras necesitarán trabajar y mil actividades más para sentirse completas…si es que eso es posible.
    Disfruta de tu momento y cuando deje de satisfacerte haz lo posible por modificarlo!! y a vivir!!:)

    • 20

      🙂 me encanto eso de “si eso es posible”… por ahora lo disfruto pero fue como una iluminación darme cuenta que sin querer encontré una pasión que va de la mano de la maternidad. ¡Gracias por comentar!

  12. 21

    Oleeee!!! me ha encantado y si no fuera porque no me apetece nada que los conocidos descubran mi blog (es mi pequeña parcela superintima!!!jejeje) yo tb lo diría!! yo tb me siento así muchas veces, pero en mi caso no he podido terminar todavía mis estudios (la vida se complica mucho a veces…) y cuando te encuentras en la treintena sin “oficio ni beneficio” pues las “miradas” pican un poquito!!

    • 22

      ¡Vamos que si pican! yo no revelo a los familiares mi nombre jejeje vamos el virtual, cuando me piden la dirección del blog suelo darles el más ñoño de los ñoños que hable de “amo ser mamá y amo mi hija y jamás me quejo y mi familia política es lo mejor” jejejeje un besote y bienvenida!

  13. 23

    Pues aquí tienes a una servidora que está exactamente en la misma situación que tú, con las mismas dudas, y las mismas “complicaciones de mujeres” y a la vez disfrutando al máximo no solo de la maternidad sino de ser mamá bloguera. To blog!! 😉

    • 24

      Es que esto del bloggear da vidilla, da pasión, da pa chismes y algunos hasta les pagan 🙂 suertudas de nosotras por que los monstruos son los protas besotes

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>