Balneario de Solares unas vacaciones con niños

Éste fin de semana, aprovechando las buenas temperaturas, nos escapamos a Cantabria para vivir la experiencia de un balneario en familia en el hotel Castilla Termal Balneario de Solares.

Edificio Balneario de Solares

¿Vacaciones con niños son vacaciones?

Me encanta viajar pero desde que soy madre, los viajes cobran un sentido diferente. Se requiere de mucha paciencia, de planeación y de cambiar el chip para poder disfrutar tanto o igual que antes.

Las madres ya no nos tumbamos como lagartijas al sol, ni leemos libros Best Seller de verano. Yo me conformo con tomar el sol de pie mientras los desmadrosos construyen un castillo en la arena y disfruto enormemente de echarle un ojo a la revista de chismorreos de la quincena. Sí, ver la celulitis ajena ayuda al auotestima 🙂

Cuando me escribieron para probar la experiencia de un balneario infantil en el Hotel Castilla Termal Solares con niños, les confieso que me reí porque pensé ¿cómo se disfruta de un balneario con niños? La fórmula no me quedaba clara. Los balnearios y SPA son para desconectar, tener silencio ¿y eso con niños cómo se cumple? ¿En qué consiste un balneario infantil?

Castilla Termal Balnerio de Solares

Castilla Termal es una cadena española de hoteles-balneario y termales basados en la recuperación y modernización de edificios históricos situados en entornos rurales de interés turístico.

Yo no los conocía de primera mano, pero cuando les contaba a amigos o familiares que teníamos previsto escaparnos a Solares, todos me hablaban maravillas de sus aguas y del balneario. Y debo decir que así fue.

Solares

El Balneario de Solares está a 18 km de Santander y a 14 km del Parque Natural de Cabárceno. Así que estaba claro el plan: VACACIONES CON NIÑOS.

Ya que el chico del tiempo decía que por ésta vez no llovería en el Norte, decidimos el sábado ir directos de León a la playa de Somos. Primer fin de semana de playa oficialmente.

Después tomamos una “Pedreñera” (una barquita turística) y cruzamos al puerto de Santander para tomar un helado Regma. Como les contaba en Instagram, los helados Regma tienen historia para mí y para el Santo que me aguanta. Desde que nos conocimos, cada año nos juramos amor eterno con helado.

Volvimos a la playa de Somos en el barquito para luego tomar rumbo hacia el Balneario de Solares.

¿Cómo es un Balneario Infantil?

Desde la recepción en el hotel Castilla Termal Balneario de Solares nos percatamos que el sitio era “child friendly”. En vez de mirar con ojos de renacuajo a dos pequeños desmadrosos llenos de arena, agotados y sonrojados cual cangrejos bailoteando en el lobby, las chicas de la recepción les dieron dos ositos para darles la bienvenida.

¡Eso fue un puntazo! Porque así jugaban mientras yo hacía el check in.

En la recepción nos explicaron que la tradición balnearia del Balneario de Solares se remonta al siglo XVIII. Después de que sus aguas fuesen declaradas de utilidad pública en 1828, el establecimiento se convirtió en la primera estación balnearia de Cantabria durante la ‘Belle Epoque’, a principios del siglo XX.

Para que entiendan el rollo de “Belle Epoque” sólo hace falta ver el edificio y la majestuosidad de su entrada. Yo me sentía entrando a la serie de El Gran Hotel (pero con niños 🙂

vacaciones relajadas

Nos dieron la llave a la relajación y subimos a la habitación. Anotar con fuego: habitación 332. Una habitación triple que además de tener una cama enorme, de las que me gustan porque yo y mi Santo somos altos; enfrente había un estudio con una puerta de separación que hacía de habitación para los pequeños desmadrosos.

Al borde de la cama estaban puesto los albornoces, tanto para nosotros como para los niños, con los que se baja al Balneario, gorritos, chanclas y una botella de agua de la famosa agua de Solares para darnos la bienvenida.

Sí, los padres ya no festejan con champagne, que las burbujas tienen peligro de ser causantes de convertirnos en familia numerosa…

Como habíamos ido a la playa en Santander y los niños estaban agotados, decidimos dejar el Balneario para el domingo por la mañana y mejor echarnos un clavado en la piscina exterior antes de cenar.

Castilla Termal Hoteles

Gastronomía de altura para los más peques

¿Quién en su sano juicio lleva a dos pequeñas bestias desmadrosas a cenar a las diez de la noche después de un día de playa-piscina?

Después del chapuzón nos dirigimos al restaurante El Manatial y ¡sorpresa, sorpresa! había menú infantil, pero no lo típico de “congelados fáciles para niños” léase pizza-nuggets-sanjacobos. La pequeña desmadrosa alucinó que hubiese sopita de pasta y tortillita francesa (el omelette de toda la vida) ¡como en casa! Y yo aluciné que tuvieran una trona y que los camareros se dirigieran a los niños amablemente para saludarles. Así que la verdad quedé encantada (y sorprendida), pero lo mejor estaba aún por venir…

¿Cómo se disfruta de un Balneario con niños?

balneario solares con niños

El truco del almendruco es que hay horas preestablecidas para que los padres puedan entrar con los niños al Balneario sin molestar al resto de los huéspedes.

Así que después de entregarnos en cuerpo y alma al buffet (una imagen vale más que mil palabras),

desayuno buffet

subimos a la habitación para ponernos los albornoces, la gorra y bajar a explorar cómo era el Balneario.

spa niños

Al entrar los pequeños desmadrosos estaban pasmados: entre el calorcito que hay por el vapor de agua, la media luz y ver una piscina tan grande, no podían creérselo.

Balneario Solares

Opté por ponerles a los niños manguitos (los flotadores de toda la vida en México que aún no se porque acá se llaman manguitos) para que nosotros pudiéramos estar más tranquilos.

Como el agua estaba calentita, los niños corrieron a entrar sin problema alguno. Había más familias con niños, pero lo que me sorprendió era el silencio que había.

Para mi piscina significa: música, calor, piña colada, niños riendo, saltando y salpicando. Entrar al Balneario y disfrutar de la experiencia con mis hijos fue sorprendentemente relajante.

Los niños se abrazaron a nosotros, hicieron el muertito flotando, y nadaron y nadaron durante una hora y media.

Al marcar el reloj las 12 del medio día, como la Cenicienta, subí a cambiarlos para luego llevarlos a la Ludoteca. ¡ERROR MÍO! La ludoteca estaba dentro del mismo Balneario ¡y es en traje de baño!

Así que volví a subir por los trajes de baño y los pequeños pececillos echaron desmadre otra hora más vigilados por un monitor muy buena onda que ante mis nervios de dejarlos solos en una ludoteca con una piscina (soy un poco nervis y sobreprotectora) me explicó que era socorrista. ¡Gracias Gerardo por la paciencia!

ludoteca Balneario de Solares

Así que mientras los peques se bañaban y pintaban…nosotros nos tomamos una relaxing copita (y un poco de agua).

A la hora de la comida optamos por ir al Parque Natural de Cabárceno para cerrar con broche de oro un fin de semana de vacaciones con los niños.

Comimos en el restaurante llamado Los Elefantes, que está en la entrada del parque porque como su nombre lo indica están justo de frente al valle dónde se pueden ver los Elefantes. Un restaurante child friendly con parque de bolas, una vistas de locura, aire acondicionado y unas rabas (calamares) deliciosas.

Restaurante los Elefantes Cábarceno

¡Un fin de semana completito! Y curiosamente relajado para todos los planes que hicimos.

Una amiga me decía que ir a un balneario con hijos es un lujo innecesario,  y después de vivir la experiencia le comenté que ¡el lujo es viajar con tus pequeños y que sean unas verdaderas vacaciones!

Así que si me preguntas ¿invertiría en otra ocasión en un fin de semana en un Balneario Infantil con mis hijos? ¡Sin dudarlo!

Castilla Termal Balneario de Solares: un sitio child friendly que te encantará. - piopialo

Ya estoy convenciendo al Santo para ver si pronto conocemos los otros cuatro balnearios de Castilla Termal Hoteles

 

Colaboración con Castilla Termal Solares

 

You May Also Like

10 Comments

  1. 1

    Muy buena elección de balneario. El Balneario de solares es uno de los mejor preparados para que los más pequeños de la casa puedan disfrutar en él. Espero que la próxima visita a un balneario también nos la cuentes por aquí. Saludos.

  2. 3
  3. 4

    Muchas gracias por la información, un plan fichado que me apetece muchisimo compartir con con mi chico y mis dos mellizos… sabes si hay edad minima para que los peques puedan entrar al balneario? y podrías poner alguna foto de la habitación con el estudio que comentas para los niños? gracias ¡¡

    • 5

      Hola Eva! perdón la tardanza en responder….mi peque tiene casi 3 años, sé que hay algunas limitaciones para bebés más pequeños, sobre todo que tienen que estar acompañados por un adulto. Las habitaciones puedes ver fotos en la web 😛 un beso

  4. 6
  5. 8

    Desde hace unos años solemos pasar un fin de semana de nuestras vacaciones en Santander, lugar donde vive la madrina del monillo y del cual estamos enamorados.
    Cierto es que cada año es más dificil encontrar alojamiento porque se ha corrido la voz de lo bonito que es Cantambria.
    Me encanta lo que cuentas porque como tu bien dices no me imagino un balneario con “niños” y siendo madre de dos se agradece y mucho.
    Veo amiga que te lo has pasado malamente….jajaja

  6. 9

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>